lunes, abril 19, 2010

Elevador

Ya es hora de admitirlo.
La gran mayoría de nosotros pavea en un ascensor, especialmente cuando uno realiza el viaje en soledad.
Casi todas las mujeres se acomodan el pelo, aunque esto lo hacen también cuando viajan en compañía.
Y, de los hombres, somos muchos los que hacemos alguna mueca frente al espejo cuando subimos o bajamos varios pisos en solitario.

Y, por sobre todas las cosas, muchos -tanto hombres y mujeres- cuando viajamos solos en un ascensor con puertas automáticas, en el momento en que éstas se cierran o abren, hacemos de cuenta de que usamos La Fuerza.

1 comentario:

Anacostia dijo...

Yo sacudo el ascensor para no aburrirme y le levanto la tapa onda pelicula

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails